•  
  •  

La pelea entre el Canelo Álvarez y Gennady Golovkin se celebró el pasado 16 de septiembre en el T-Mobile Arena en las Vegas.

Finiquitó en un empate, lo que dejó a los seguidores del boxeo y público general con sed de más. Los organizadores pronto se movieron para buscar un segundo duelo debido al masivo éxito financiero del primero.

La pelea vendió 17, 318 tiquetes, esto generó para la organización un poco más de $27 millones. De todas las entradas únicamente 934 fueron de cortesía.

Esta fue la tercera mayor taquilla para un evento de boxeo en su historia.

La número uno fue la pelea entre Floyd Mayweather y Manny Paquiao el 2 de mayo en el 2015. Generó una cantidad exorbitante de alrededor de $72 millones en únicamente 16,219 tiquetes vendidos para el MGM Grand Garden Arena.

El segundo duelo más taquillero fue entre Mayweather y Connor McGregor. 13,094 personas pagaron $55 millones para ver al campeón invicto vencer al irlandés en el décimo round por la vía del knockout.

Gennady Golovkin tendrá 36 años para el día de la pelea, Canelo Álvarez 27.

Oscar de la Hoya, que utiliza su compañía Golden Boy Promotions para promover a Álvarez, comenta que el Canelo demostró con estos números ser unas de las principales máquinas de hacer dinero en el boxeo profesional a la edad de 27 años.

Golovkin por su parte defendió su título por décimo novena vez y se encuentra a una de empatar el récord de defensas de título de Bernard Hopkins. Esto podría suceder el cinco de mayo en este año cuando vuelva a enfrentar al Canelo.

La primera pelea vendió un total de 1.3 millones de paquetes de pay per view, expertos comentan que este número es exitoso pero que se vio afectado por el hecho de que tres semanas antes de enfrentaron Mayweather y McGregor.

Esta cantidad de paquetes es la tercera mayor en la historia del boxeo.

Si Floyd Mayweather no anuncia una pelea sorprendente, ningún evento del boxeo mundial tendrá oportunidad de competir con Canelo contra Golovkin.

Ya varios promotores han cambiado la fecha de eventos ya planeados para no recibir un fuerte golpe económico.

La locación del evento aún no se decide. Volver a utilizar el T-Mobile Arena en las Vegas es una posibilidad pero los organizadores han analizado el Madison Squared Garden en Nueva York y el At&T Stadium en Arlington, Texas.

Facebook Comments